Sin categoría DIEZ PROPÓSITOS DE VENTAS PARA EL AÑO 2015

4 agosto, 2021by Mónica Mendoza0

No, no me he pasado de frenada. Ni estamos ya en Nochevieja. Ni te encuentras en las garras de ningún espíritu de las Navidades futuras, como el protagonista del Cuento de Navidad de Charles Dickens. Con los ecos del tradicional Sorteo Extraordinario de Lotería, todavía estamos tocando a la puerta de la Navidad, así que quedan siete días para despedir 2014 y embadurnarse de los típicos buenos propósitos. Estas promesas, como gran parte de los pensamientos, no deberían ir de la mano de la euforia y sí de la reflexión. Por ello te propongo – antes de que las uvas te eleven el espíritu – este hitparade de buenos proyectos, con los que creo que podrías identificarte.

 

  1. Aumenta tu número de visitas

Fíjate que no hablo de visitas con resultado positivo, sino de visitas simples y llanas. Las ventas se rigen por muchos parámetros distintos, muchos tangibles, otros no, pero lo que está claro es cuando más lo intentes, más posibilidades tendrás de convertir una interacción en victoria.

  1. Planea objetivos a corto plazo, sin olvidar la lontananza

Debes constantemente autoanalizarse desde cerca y desde lejos. ¿Qué vendes x unidades en una semana? Piensa en cómo podrías vender x*1,2. Y reflexiona cómo ese 0.2 de más podría repercutir en el año siguiente. ¿Lo reinviertes en tu empresa? ¿En formación? ¿Aumentas personal? ¿Lo guardas para épocas difíciles? ¿Lo destinas a una feria internacional con el objetivo de proyectarte?

  1. ¿Qué tres aspectos de ti podrías mejorar?

Insisto de nuevo en la autocrítica y conocimiento de las opiniones de tus clientes. Hoy en día, con la red, es relativamente fácil de averiguar qué percepción tienen tus clientes de tu negocio – sobre todo en hostelería -, pero para vislumbrar aspectos a corregir, primero nos tenemos que desproveer de cualquier capa de autocomplacencia. No se trata de autoflagelarse, pero sí de ser el primer crítico de uno mismo.

  1. Sé detallista

Intenta personalizar cada venta, o distinguirte de alguna manera de la competencia con un añadido de coste cero. Por ponerte un ejemplo: Una vez peregriné por varias tiendas de colchones en busca de un modelo Viscoelástic. En una, me regalaron una cajita de bombones antes de salir, aunque sólo hubiese ido para informarme. ¿Lo captas?

  1. Si fueses un cliente tuyo, ¿te gustaría lo que ves?

No te estoy proponiendo que hagas de mystery shopper o de falso jefe en tu propio negocio. Es algo más sencillo: piensa si lo que regentas se aproxima a lo que deseabas dirigir o si te has alejado tanto de ello, que ya ni reconoces tus orígenes.

  1. Introduce una novedad

Desde rediseñar tus tarjetas de visita con un estilo más diferenciador, pasando por redactar el slogan de tu negocio hasta escribir tu story-board profesional, ejecuta esa idea para tu negocio que siempre quisiste probar y para la que nunca creíste tener tiempo. Olvídate del miedo a perder. Se acordarán de ti mucho más porque fuiste atrevido, incluso si te llegaste a equivocar.

  1. Métete en el mundo virtual o mejora tu posicionamiento o reputación por Internet

Si no estás dado de alta en redes sociales como LinkedIn, Facebook o Twitter, escoge una de ellas y socializa tu empresa, o a ti mismo como profesional. Y si ya estás dado de alta en el mundo 2.0, piensa si le estás sacando todo el jugo a las redes sociales. Fïjate en lo que hacen los expertos en ese arte tan nuevo que es el Community Managing.

  1. Haz del Networking una pasión

Como escribía Keith Ferrazzi en “Nunca comas solo”, no mandes al cajón del olvido a las personas nuevas que vayas conociendo, y lleva una buen base de datos con el objetivo de gestionar mejor tu red de contactos. Porque toda red de contactos que llega a la excelencia tiende al perpetuum mobile, es decir, funcionará sola y se retroalimentará, lo que repercutirá enormemente en tus ventas y en ese porcentaje de ellas que cristalizará sin esfuerzo alguno por tu parte.

  1. Repítete una y otra vez: La crisis no existe.

O, por lo menos, no justifiques tus fallos o no consecución de parte de tus objetivos en la crisis. Las causas de que vendas menos que otros están normalmente mucho más cerca de ti, o incluso dentro de ti.

  1. Mejora esta lista de buenos propósitos

Probablemente pienses que podrías parir diez propósitos más válidos que los que te he mostrado. No importa. Escríbelos en un papelito o en esas listas tan chulas que se pueden redactar con una App de Iphone, y grábalos a fuego en tu mente. Conseguir llevar a cabo con éxito dos o tres de todos ellos, ya suele ser todo un éxito. Pero aún así, no te conformes. Ve a por nota, y después a por el diez. Y si ves que alguno no es viable, sustitúyelo por otro sin tapujos. Las listas son dinámicas y cambiantes, como la sociedad misma.

Mónica Mendoza

Top 100 Speakers Spain en la categoría de Ventas, Marketing y Motivacion, según la agencia Thinking Heads. Licenciada en psicología por la Universidad Autónoma de Barcelona (UAB), ha realizado un máster en Dirección Comercial por EADA y un Programa de Crecimiento de Empresas por el IESE.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *